miércoles, 31 de marzo de 2010

Tradiciones de semana santa en la costa

Llegó semana santa y con ella las tradiciones religiosas que tiene cada región. Esta es una época para reflexionar sobre nuestro comportamiento, para reflexionar sobre la vida y muerte de cristo y lo más importante para mi (como habrán adivinado por mi falta de religiosidad) para descansar!!!

En mi familia no somos católicos practicantes, de hecho ni nos deberíamos considerar católicos, pero como ya nos bautizaron e hicimos la primera comunión.. no queda de otra. Mis papás desde pequeñas nos enseñaron valores y normas para la convivencia, nos enseñaron a desarrollar nuestra espiritualidad con base en nuestras propias creencias y el respeto por las creencias de los demás.

Ya les conté que mi familia proviene de dos regiones del país. Hoy quiero contar un poquito sobre las tradiciones de la parte costeña de la familia.

En la costa la semana santa tenía un cariz especial y, aunque hoy en día se conservan muchas de estas tradiciones, se realizan de forma mucho más relajada. Actualmente la semana santa es más bien una semana de descanso , pero antaño (o sea cuando mis papás eran pequeñitos) esta fiesta tenía una rigurosidad religiosa y moral bastante marcada. Generalmente comenzaba igual que en todo el país con el domingo de ramos, las procesiones y las misas, pero llegado el miércoles el tono de la fiesta religiosa cambiaba y se volvía mucho más lúgubre y misterioso.

Antes de empezar a contar sobre esos días voy a hablar de una tradición que me gusta mucho y que a veces nosotros también seguimos: la preparación de los dulces (llamados "rajuñao".... transcripción fonética costeña... no sé si escriba así). En la costa existía (aunque algunas familias la continúan) la costumbre de preparar dulces cuando llega la semana santa. Aún hoy en día se puede ver a las negras palenqueras (originarias de Cartagena, pero se ven en Barranquilla también) con puestos de venta de dulces. Se preparan dulces de coco, de leche, de papaya, de fríjol, de guandul, de aguacate, de ahuyama, de ñame, de yuca, de batata (es en serio... y saben súper rico!), unas bolitas llamadas alegrías (es una bola compacta de crispetas con melao), los caballitos (son unos cristales de papaya, pero a mi no me gustan porque son muy dulces) etc. Estos se preparan en grandes cantidades para toda la semana y cuando llegan visitas a la casa, se sirven en un plato (todos los dulces que se hayan preparado) acompañados de galleticas de sal, así que hay estar dispuesto a comer mucho dulce si visitas a varias personas en semana santa en la costa.

La escencia de esta tradición es el ingenio del chef para crear un dulce suavecito y delicioso, la preparación requiere mucho tiempo y buena mano. Sin embargo, cuando los mercados empezaron a vender mermeladas, la preparación de los dulces disminuyó, aunque eso hizo que los dulces hechos en casa fueran aún más valiosos.

Una tradición general de la semana santa es no comer carne y según mi experiencia, allá respetan mucho esta tradición (y pues, con el rio y el mar al lado, no es que se les haga muy difícil). Mis papás me cuentan que cuando ellos eran pequeños (y de ahí para atrás) la costumbre era muchísimo más rígida y estricta, y los días jueves y viernes eran considerados supremamente sagrados,tanto que sólo se dedicaban a rezar,a asistir a misa y a las procesiones. De ahí que cuando llegaba el miércoles santo las familias se levantaban temprano y empezaban a cocinar la comida de todo el resto de la semana.

Toda esta comida era a base de pescado, las señoras de la casa hacían sus mejores esfuerzos para preparar manjares que incluían arroz con lisa, arroz de camarón, arroz con coco, arroz de fríjol cabecita negra con coco etc., todos los tipos de pescado, mariscos, sardinas etc, ensaladas verdes acompañados de jugo de tamarindo o corozo (éste último me encanta). En algunas otras regiones los platos eran icoteas (son unas tortugas) que actualmente están en peligro de extinción y por lo tanto, prohibidas, el barraquete (es un ave que vive a orillas del río y se alimenta de pescado, y su carne sabe a pescado)

La comida se preparaba, otra vez, en cantidades masivas, para que durara jueves, viernes, sábado y domingo (a veces hasta el otro lunes) porque, según las creencias, en estos cuatro días era prohibido encender hornos o estufas y cocinar. Sin embargo, esto varía, mi mamá me cuenta que en la época de mis abuelos sólo podían cocinar los lunes y martes, es decir, el miércoles era sagrado. En la época de ella (mi mamá) el día sagrado empezaba el jueves.

Lo que estoy contando aquí hace referencia a las tradiciones de la ciudad. En los pueblos (de donde viene mi abuelo paterno) las tradiciones eran diferentes y muchísimo más estrictas. Si hablo esta semana con mi abuelo le pregunto y cuento en otro post.

Continuando con el orden cronológico de la historia, los miércoles eran el último día "laboral" o de actividades. Apenas amanecía el jueves santo, todo el mundo en la casa se ponía sus mejores galas (manga larga y cuello alto... en el calor de la costa) y salían a misa, a las procesiones (que duraban horas) y en la tarde se iban a la casa, a comer, a recibir (o hacer) visitas y a rezar. EL recogimiento religioso era muy estricto y la gente de verdad se dedicaba a la oración y a la reflexión (más hacia los tiempos de mi abuela, porque mi mamá me cuenta que cuando ella era joven ya eso se estaba perdiendo).

Así pasaban el jueves santo y llegaba el viernes santo, el día más lúgubre de todos. Este día estaba cargado con mucho misticismo y prevención. Como este es el día en el que muere Cristo, era muy común escuchar todo tipo de mitos y creencia relacionadas (algunas sobreviven hasta nuestros días). Algunos de los mitos (me cuentan mis papás) eran:

A las doce del día nadie se podía bañar.
Nadie podía utilizar objetos corto punzantes.
Las emisoras sólo ponían música clásica (música culta).
Las mujeres bendecidas por la iglesia santiguaban y hacían ritos para proteger del mal de ojo a los niños.
Todas las actividades no religiosas, como fiestas, juegos de apuestas, juegos en general (fútbol, basquet, pelota, cuerdita) estaban estrictamente prohibidas (¡ya se imaginarán lo mal que la pasaban los que cumplían años ese día!)
El consumo de licor estaba, obviamente, prohibido.

Para acentuar el carácter lúgubre del día hay un evento que viene de muchos años atrás (mi mamá me dice que casi 80 o 90 años, pero no está segura) y se llama los Flagelados de Santo Tomás.

Santo Tomás es un pueblo cercano a Barranquilla. Los flagelados son personas que cumplen una "manda" es decir, una promesa hecha a algún santo a cambio de un favor (casi siempre que curen a alguien de una enfermedad) y, aunque yo nunca he visto un show de esos, mi papá sí los ha visto y cuenta que es bastante impactante. Estas personas desfilan bajo un sol ardiente, por un camino de polvo y piedras, algunos pasan arrodillados sangrando, otros pasan azotándose y haciéndose hematomas, otros pasan cargando cruces, otros van caminando de para atrás sosteniendo copas sin que se les derrame el contenido, todos caminan tres pasos adelante y uno para atrás. Al llegar casi al final de la caravana, viene un señor, una especie de curandero, que "pica" los hematomas para que la sangre mane y no se infecte pero a veces, para acentuar el sacrificio, se echan alcohol en las heridas para que arda más.

Anteriormente esta ceremonia era de verdad lúgubre y se debía asistir y mirar el espectáculo en completo recato, pero hoy en día es una verdadera feria: tenderetes con venta de chitos, cerveza, pitos y sillas con carpas para los espectadores. Y acabo de ver en TV quer en España también se practica este rito... claro que no vi dónde, así que no es autóctono.

Otro ritual bastante fuerte era el de los crucificados de Baranoa (otro pueblito del atlántico) pero mis papás nunca lo vieron y creen que ya está prohibido.

La iglesia no está de acuerdo con este tipo de rituales porque son peligrosos, pero vaya intente quitar tradiciones de varios años y, peor aún, que reportan ganancias económicas por el turismo, eso es meterse en camisa de once varas!

En fin, estas son mas o menos las tradiciones que imperan en la costa (que me han contado). Obviamente con el tiempo se han ido perdiendo o se han ido transformando. De la etiqueta rigurosa de antaño al folclorismo del presente, varias generaciones han ido aportando su granito de arena y han transformado la fiesta religosa de semana santa.

9 comentarios:

  1. Pensaba hacer un post parecido a este contando como era la semana santa allá, pero el tuyo está tan completo que se me fué la inspiración jajaja. Me antojaste de unos dulcecitos, mi preferido es el de papa, e año pasado estaba mi mamá por aqui y me preparó una olla para mi solita, maginame como dos semanas comiendo dulce todo los dias.

    ResponderEliminar
  2. Creo que no leiste esto que publiqué detrás de un comentario tuyo... te lo vuelvo a poner acá


    Kate por cierto estaré un par de días en Medellin. Mi marido se muere por conocer la ciudad de "Pablo Escobar"... a ver si me das algunos tips de que lugares no podemos dejar de visitar. Yo estuve ahi hace unos 5-6 años y no se que novedades tenga la ciudad. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Hola!!
    No había visto el mensajito, pero ya te contesté en tu blog, y me puedes escribir al correo para lo que necesites!.

    Y sobre los dulces... el dulce de papa yummi...mi favorito es el de coco... y el de leche también... estan empatados jeje, pero creo que esta semana mi papá va a hacer sólo de mango... que también es rico.

    Muchos saludos y ya sabes que en lo que te pueda colaborar cuando estés aquí, con mucho gusto!

    ResponderEliminar
  4. Hola Kate, super chevere tu relato yo soy costeña y de verdad que los tiempos han cambiado bastante. Yo recuerdo que cuando estaba pequeña los domingos de resurrección se sacaban unas bolitas de los arboles de mango no recuerdo bien que significaban pero lo haciamos todos los años en la finca de mi abuelo. Y pues lo de santo tomas es bastante doloroso ya hasta se hechan Ron Blanco y al parecer llovieron pescados por allá. Un abrazo desde Barranquilla.

    ResponderEliminar
  5. Hola Costeñita

    Que rico que te haya gustado el relato, y sí, me enteré de lo de la lluvia de pescado.. chistoso ¿no?. Pregunté lo de las bolitas del árbol de mango y mis papás las recuerdan pero no saben para qué son!!

    Un saludo desde un Medellín pasado por agua :)

    ResponderEliminar
  6. Hola, que bueno leerte y encontrarte. Bueno en realidad llegue aqui desde otro blog que leo frecuentemente.
    Haces una descripcion bastante amplia de la semana santa por mi hermosa región -soy barranquillera-
    Yo tampoco soy religiosa, pero me considero espiritual, fui criada en una familia catolica y muy creyente, de hecho estudie desde el preescolar en un colegio de monjas, -hasta queria ser una de ellas, imaginate tú- Pero sigo disfrutando de las costumbres de esta temporada. Es una lastima que ya la gente no haga sus propios rasguñaos y los comparta con sus vecinos; esa era la gracia, así terminabas con la nevera llena de sabores y como se supone es una semana de abstinencia en muchos sentidos tb en comida, y los dulces eran los que te sostenian durante esta semana -aun me pregunto como es q los colombianos, pero en particular los costeños no somos todos diabeticos, q manera de consumir azucar!- Preguntandole a las mujeres del parque suri salcedo en otras ocasiones, mencionaron que de hecho sus abuelas vinieron de palenque y otras regiones inesperadas para mis sentidos -despues te cuento si te interesa-.
    Decirte que si te dieron alegria de crispeta, te han engañado! esas no son las originales, las originales estan hechas a base de millo, melao y trocitos de coco.
    Otra de las "delicias" de la semana santa son los huevos de iguana, otro animalito q esta en peligro de extinción por esta practica...entre otras porque cuando les sacan los huevos los dejan esteriles.
    Pero bueno ya me extendi mucho, un placer leerte ;)

    ResponderEliminar
  7. Hola Lyn!

    Bienvenida al blog, espero que te gusten los relatos. Y pues si, no sé como todos no somos diabéticos, este es un país azucarero por excelencia!

    Super rico que me cuentes de qué otras regiones vienen las señoras y sus tradiciones, siempre es bueno conocer la propia cultura.

    Ahh, no me digas que me engañaron con las alegrías, recuerdo que llevaban pedacitos de coco, pero eso me sabía a crispeta!!!

    Muchas gracias por pasar por aquí!
    Un abrazo :)

    ResponderEliminar
  8. JHONNY RENDON BEDOYA8 de mayo de 2011, 8:24 p. m.

    LA VERDAD QUE TODO LO QUE DICES ES SIERTO ...SOY CALEÑO Y VIVI TRES AÑOS EN LA COSTA (BARRANQUILLA). QUE POR SIERTO ME PARECIO LA MEJOR ETAPA DE MI VIDA PUES DISFRUTE AL MAXIMO TODO LO QUE SE ACOSTUMBRA ALLA Y AUN MAS ME ENCANTO SU COMERCIO QUE POR SIERTO CREE MI PROPIO NEGOCIO Y FUE MUY EXITOSO.................PERO LO MAS INTERESANTE QUE VIVI Y TE JURO QUE LO VIVI SIN SABER QUE ERA COSTUMBRE EN SANTO TOMAS LO DE LOS FLAJELADOS Y POR SIERTO FUE MI PRIMERA VES QUE ME TOME UN TRAGO EN SEMANA SANTA YA QUE ESTANDO EN ESE SITIO EN ESE MOMENTO SE LE OLVIDA A UNO QUE ESTA EN SEMANASANTA ........QUE PARA MI ME PARECIO MAS BIEN PARRANDASANTA...PERO NO ME DISGUSTO VIVI UNA EXPERIENCIA DIFERENTE Y DESPUES DE SABER QUE ESTE RITUAL ERA MUY ANTIGUO ME PUDE DAR EL LUJO DE AVERLO VIVIDO Y COMENTAR LA EXPERIENCIA

    ResponderEliminar
  9. Hola Kate mi nonombre es mariana soy una estudiante de gastronomia en el sena de barranquilla y te dgo que me ayuaste mucho con esto y pues fue muy amplia esta informacion bueno te cuneto aunque soy una "pela" todavia jaja Eso de los dulces es una de mis cosas favoritas en la semana santa en los colegios se hace eso del dia del dulce algo tan delicioso, por otra aprte hablando de como no todos los costeños somos diabeticoss si que es una locura mi bisabuela es de zambrano bolivar y esa mujer ama el dulce a morir a pesar de sus 104 años come dulce como una niña y ahi veces que me relata cosas de su infancia y si las cosas en su epoca fueron estrictas todos los dias hace el rosario dos veces y escucha la misa tambien ademas en semana santa en su casa la comida en esos dias ya la tienen hasta planificada que se va a preparar

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails